<
>

España y una apuesta por "un nuevo proyecto" con otro capitán al mando

play
España regresa a Madrid tras su fracaso en Qatar 2022 (1:52)

La selección española llegó a Madrid el miércoles después de quedar fuera de la Copa del Mundo ante Marruecos por 3-0 en la tanda de penales. (1:52)

Luis de la Fuente será presentado el próximo lunes, 12 de diciembre, como nuevo seleccionador de España. El entrenador vasco, de 61 años, fue anunciado este jueves por la Federación Española de Futbol como sustituto de Luis Enrique, a quien el ente presidido por Luis Rubiales resolvió no renovar el contrato que finalizaba oficialmente el 31 de diciembre y de facto a la conclusión del Mundial de Qatar.

Eliminada la Roja en los octavos de final del torneo, la presión de la mayoría de medios de comunicación alrededor de la federación creció exponencialmente, exigiendo a Rubiales un cambio en el banquillo después de lo que se consideró un fracaso absoluto del entrenador asturiano. Y el presidente del ente, a través de un "informe" del director deportivo José Molina, solventó el cambio.

Si Luis Enrique anunció en su última rueda de prensa en Doha que la decisión de su permanencia o marcha de la selección se anunciaría la próxima semana, "tras un periodo de reflexión", apenas regresar a España los responsables de la federación tiraron por el camino de enmedio y tomaron la decisión de acabar la etapa del asturiano después de cuatro años en el cargo.

¿De la Fuente? La decisión de elegir al técnico de la selección sub'21 la argumentó ya la federación en el comunicado del adiós del asturiano, determinando "arrancar un nuevo proyecto para la Selección Española de Futbol, con el objetivo de continuar con el crecimiento alcanzado en los últimos años gracias al trabajo realizado por Luis Enrique y sus colaboradores".

Con ese discurso ya se intuía el nombre del sustituto, oficialmente elegido en favor de la continuidad y atendiendo a que buena parte de los futbolistas que participaron en Qatar trabajaron a sus órdenes antes de ascender al equipo absoluto.

Pero también han querido los responsables federativos, con el cambio, apostar por un entrenador menos beligerante con los medios de comunicación de lo que siempre ha sido Luis Enrique. De carácter más calmado y afable y mucho más cercano con los periodistas de lo que es el asturiano, con De la Fuente confía la federación en recuperar una relación amistosa, como la que existió durante la etapa de Vicente del Bosque y antes de enquistarse aún más, recordando los peores días de Luis Aragonés. Un entrenador de carácter más 'sumiso' y 'amigo' de los periodistas...

Enemigo de conceder entrevistas más allá de las ruedas de prensa obligatorias y tomando siempre un papel protagonista ("el líder soy yo") que provocaba cierta incomodidad fuera del vestuario pero mucha repulsa entre periodistas que le acusaban de "tener secuestrado al equipo nacional", Luis Enrique nunca hizo nada por suavizar unas tensiones que con el nuevo seleccionador se considera desaparecerán.

Considerado un 'hombre de la casa', De la Fuente (que entre 1980 y 1993 jugó 218 partidos con el Athletic de Bilbao) entró a formar parte como entrenador de las categorías inferiores de la Federación Española de Fútbol en 2013. Su buen hacer en la base lo acreditan los títulos europeos logrados en 2015 al frente de la selección sub'19 y de la sub'21 en 2021, además de la conquista de la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Tokio.

Será el quinto seleccionador (incluyendo los pasos interinos de Fernando Hierro en el Mundial de Rusia y Robert Moreno durante la enfermedad y muerte de la hija de Luis Enrique) desde la salida de Vicente del Bosque a la conclusión de la Eurocopa de 2016. Entonces su puesto lo ocupó Julen Lopetegui, quien fue cesado en vísperas del Mundial de Rusia y tras el torneo de 2018 fue nombrado Luis Enrique, quien dejó el cargo entrre marzo y noviembre de 2019).

De la Fuente, además, es el segundo entrenador en la era moderna que accede al puesto de seleccionador absoluto procedente de las categorías inferiores de España. El anterior fue Iñaki Sáez, quien siendo ayudante de Javier Clemente dirigió a la selección sub'20 que conquistó el Mundial de 1999, ganó la Eurocopa de 1998 con la sub'21 y la medalla de plata en los Juegos Olímpicos de 2000.

Tras la marcha de José Antonio Camacho a la conclusión del Mundial de Corea y Japón, en 2002, Sáez fue nombrado seleccionador, cargo que mantuvo durante solo dos años, hasta la Eurocopa de 2004, en que la eliminación de España en la fase de grupos provocó su cese (volvió a la selección sub'21) y sustitución por Luis Aragonés.