<
>

Lionel Messi superó a Gabriel Batistuta y es el máximo goleador de Argentina en Mundiales

El capitán albiceleste marcó ante Croacia y llegó a 11 tantos, uno más que Batigol en el mayor torneo de la FIFA. EFE

Con la Selección Argentina en semifinales del Mundial de Qatar 2022 frente a Crocia, Lionel Messi alcanzó un nuevo récord personal con la camiseta albiceleste: superó a Gabriel Batistuta como máximo goleador del país en la Copa del Mundo.

La Pulga llegó a 11 gritos mundialistas, con el penal del 1-0 parcial de la victoria 3-0 ante los croatas.

Hasta aquí, el capitán ya se había convertido en el primer argentino en disputar cinco veces el gran torneo de la FIFA y en el transcurso del certamen en Doha, Messi ya superó al legendario Diego Maradona en mayor cantidad de presencias mundialistas: ya suma 25 partidos, es decir, cuatro más que el histórico Diez.

Pero, además, el crack rosarino también fue el primer argentino en convertir en cuatro ediciones del torneo y es uno de los goleadores de Qatar 2022, con cinco anotaciones, y así pasó a Maradona y Guillermo Stábile en la tabla albiceleste con 11 tantos ahora escaló a la cima del ránking de artilleros sobre Gabriel Batistuta.

El siete veces ganador del Balón de Oro le anotó a Serbia y Montenegro en Alemania 2006, no marcó en Sudáfrica 2010, gritó 4 veces en Brasil 2014 (goles a Bosnia e Irán y doblete a Nigeria), festejó en una ocasión en Rusia 2018 (Nigeria) y ya suma cinco dianas en Qatar 2022 (Arabia Saudita, el primero de penal, uno a México, abrió ante Australia, contra Países Bajos y Croacia).

Batistuta, el anterior líder de la estadística, metió sus diez tantos en tres Copas del Mundo, como Maradona: cuatro en Estados Unidos 1994 (en cuatro partidos), cinco en Francia 1998 (en cinco) y uno en Corea Japón 2002 (en tres). Su promedio de gol (0,83) supera el de los dos '10' (0.38), pero queda lejos del de Stábile (2).

La marca que Messi también quebró de Maradona es la de cantidad de capitanías. Hasta aquí, Leo llevó la banda 17 veces, una más que el Diez.

Argentina y Messi ya están en la final y más allá de los récords que pueda alcanzar, no caben dudas de que a Leo lo que más le gustaría es repetir la imagen de lo que Diego hizo allá por 1986 y levantar la Copa del Mundo.