<
>

Benji siendo Benji: una rueda de prensa para morirse de risa

play
Benjamín Gil: 'Nuestro bullpen se comportó a la altura, estoy muy satisfecho' (2:44)

El mánager de los Tomateros de Culiacán destacó la actuación del equipo en el segundo partido ante los Cangrejeros de Santurce. (2:44)

SAN JUAN -- Mucho deben divertirse los colegas que cubren a diario a los Tomateros de Culiacán en la Liga Mexicana del Pacífico con las conferencias de prensa del manager Benjamín Gil.

Luego de la victoria de México sobre Puerto Rico en la segunda fecha de la Serie del Caribe de San Juan 2020, Gil ofreció una hilarante comparecencia ante los medios, en la que explicó las razones por las que fue expulsado por el umpire principal Ramón Ferrer.

“Hubo dos pitcheos de nuestro abridor Manny Barreda que él cantó como malos y nos parecieron strikes. Luego, en el sexto, nos cantó un strike que no era. Yo salí del dugout no a protestarle, sino a calmar a Christian Zazueta para que no lo expulsaran. Cuando ya me iba, de espaldas a él, le pedía que fuera parejo en sus conteos para los dos equipos y ahí me expulsó”, explicó el estratega de los Tomateros.

“Quizás yo soy más expresivo de lo normal, pero sé controlar la línea de las ofensas. Prueba de ello es que en cuatro años con los Tomateros sólo me han expulsado una vez y ahora. Sé morderme la lengua en los juegos, no en las conferencias de prensa, eso es otra cosa”, dijo Gil con una sonrisa socarrona en el rostro, que causó las carcajadas de los periodistas.

“Lo importante es que ganamos un buen juego, que vuelve a meternos en la competencia, sobre todo porque fue ante los anfitriones, que tuvieron un gran apoyo de sus fanáticos”.

“De todos modos, seguiremos dando el 100 por ciento --bueno, yo no doy nada, lo mío sólo es comer semillitas y tomar agua en el dugout-- los que dan son los muchachos”.

El choque se decidió en el quinto, cuando Sebastián Elizalde rompió un empate a una carrera al disparar cuadrangular con dos a bordo ante el zurdo Giovanni Soto, abridor y perdedor por los boricuas.

Dos innings más tarde, Elizalde salió del partido al sentir una molestia en una pierna en una corrida a primera base.

“Sintió un calambre y probablemente no juegue mañana (lunes), pues hay muy pocas horas desde el final del partido hoy y el inicio del próximo. Yo tenía planificado darle un día de descanso a cada jugador y aprovecharé a dárselo a él”, manifestó Gil, quien anunció al zurdo cubano Yoanys Quiala como abridor ante los Astronautas de Chiriquí, representantes de Panamá.