<
>

Preguntas y respuestas sobre el cierre patronal de MLB

play
Por qué la unión de jugadores está peleando por los agentes libres de clase media en MLB (2:28)

Buster Olney, Tim Kurkjian y Doug Glanville discuten el mercado para los jugadores del medio de la clase en MLB y lo que la unión está buscando en las negociaciones laborales. (2:28)

Después que concluyó el Acuerdo Laboral Colectivo (CBA, por sus siglas en inglés) entre Grandes Ligas (MLB) y la Asociación de Peloteros de las Ligas Mayores (MLBPA) el 1 de diciembre pasado, y los dueños de equipos declararon un cierre patronal, la pelota estadounidense ha estado prácticamente paralizada.

Por los últimos 40 días se detuvieron las transacciones y/o conversaciones entre los clubes y sus jugadores del roster de 40 miembros protegidos de Grandes Ligas. Solamente se permiten movimientos con el personal técnico y de oficina y con los peloteros que tienen contratos para accionar en las ligas menores.

A continuación, respondemos algunas de las preguntas más frecuentes que se hacen los seguidores del béisbol en este punto de la situación.

1. ¿Quién paralizó la industria?

Respuesta: Los dueños declararon un cierre patronal poco tiempo después de que se venció el pacto laboral. El cierre es un movimiento técnico para, supuestamente, prevenir una huelga de jugadores, sin embargo, por ocurrir durante la temporada muerta no tiene mucho sentido práctico.

2. ¿Cuáles son las principales razones del conflicto?

R: Como explicó el colega Jesse Rogers en una nota anterior en ESPN, el tranque es económico.

Los atletas sienten que cada vez menos peloteros de segundo y tercer nivel reciben el pago adecuado cuando finalmente se convierten en agentes libres después de seis años de servicio en las Grandes Ligas, algo que mayormente ocurre cuando el jugador ronda los 30 años de edad.

Básicamente, los beisbolistas quieren actualizar el sistema para que la agencia libre vuelva a tener sentido para una mayor cantidad de jugadores. Por otro lado, los peloteros quieren algunas medidas para evitar que tantos equipos estén conformes con no competir, lo que limita la inversión total. Un mínimo en las nóminas anuales también ayudaría a reducir la brecha entre los clubes que más invierten y los que menos gastan en jugadores.

3. ¿Cuáles son los avances más significativos desde que comenzó el cierre?

R: Ninguno. Básicamente, las partes no han negociado sobre los puntos importantes que les separan desde que arrancó el cierre el 1 de diciembre. El consenso general es que, en algún momento en los próximos días, los dueños de equipos realizarán una nueva oferta a los jugadores, lo que reiniciaría formalmente las discusiones.

4. ¿Cuándo deberíamos preocuparnos por el calendario de juegos del 2022?

R: Tomando en cuenta que el primer llamado para receptores y lanzadores está programado para el final de la segunda semana de febrero, entonces este es el momento para comenzar a temer que quizás no haya tiempo para lograr un acuerdo sin afectar el inicio de los entrenamientos primaverales.

De todos modos, la parte más importante del negocio es la temporada regular y el día inaugural (31 de marzo) perfectamente se podría mantener, incluso si el conflicto laboral recortara un poco el calendario de exhibición. De todos modos, cada día que pasa sin acuerdo, aumentan las probabilidades de afectar la serie regular.

5. ¿Cuántas veces una temporada ha sido recortada por conflictos laborales?

R: En las ocho pugnas anteriores, solamente tres obligaron a cancelar partidos oficiales.

En 1972, la primera huelga de jugadores de MLB tuvo una duración de 13 días y canceló 86 juegos. Ningún equipo jugó más de 156 encuentros, de un calendario de 162.

La huelga de 1981 (justo en la mitad del torneo) eliminó 713 juegos, obligó a dividir la temporada en dos y crear una ronda de series divisionales para decidir los rivales que se enfrentarían en las Series de Campeonato. El paro comenzó el 12 de junio y concluyó el 31 de julio.

La última, y mayor huelga de peloteros de todos los tiempos, comenzó el 12 de agosto de 1994 y no se resolvió hasta abril del año siguiente. En total, se cancelaron 948 partidos de serie regular y la postemporada de 1994. No hubo Serie Mundial por primera vez desde 1904 y ningún club fue declarado campeón por primera vez en la historia.

Debido a la huelga, en 1994 ningún equipo jugó más de 113 juegos y en 1995 se confeccionó un calendario de 144 encuentros para cada novena.

6 ¿Cuáles han sido los movimientos más extremistas de los dueños y de los jugadores en procesos laborales anteriores?

R: Ambos ocurrieron en la gran batalla de 1994-95.

Los dueños de equipos convocaron a entrenamientos primaverales en 1995 con jugadores de reemplazo o rompehuelgas y hasta anunciaron un calendario de temporada regular con los peloteros sustitutos.

La idea fue un desastre completo. Además del daño de relaciones públicas, MLB no pudo ni tener unanimidad en la idea. Los Baltimore Orioles dijeron que no usarían peloteros rompehuelgas, las leyes canadienses prohibieron a los Toronto Blue Jays semejante movimiento y Sparky Anderson, mánager de los Detroit Tigers, dijo que no dañaría su hoja de servicio dirigiendo a falsos peloteros de Grandes Ligas y se retiró momentáneamente.

Pero mientras está bien registrado que los dueños de equipos convocaron peloteros sustitutos para meterle presión a la MLBPA, lo que no muchos recuerdan es que el gremio de jugadores que dirigía Don Fehr fue parte del proyecto de una liga nueva que buscó desafiar la excepción de inmunidad antimonopolio que disfruta el béisbol.

El 1 de noviembre de 1994, un grupo de accionistas, liderados por varios congresistas y un agente de jugadores, anunciaron la United Baseball League (UBL), un circuito de 10 equipos (ocho en Estados Unidos y uno en cada país, Canadá y México).

El proyecto era tan ambicioso que incluyó planes de futura expansión a Corea del Sur y Japón. La idea era magnífica y otorgaría a los jugadores una nueva plataforma, incluso cuando se resolviera la disputa con Grandes Ligas. Después de todo, en Estados Unidos hay una ley que evita que una empresa tenga el monopolio de una industria.

La Ley Sherman Antitrust del 2 de julio de 1890 fue la base de las acciones del gobierno federal para limitar los monopolios, por considerarlos restrictivos para el comercio internacional e injustos para los consumidores.

Sin embargo, aunque parezca raro, MLB posee una excepción de inmunidad antimonopolio.

En 1915, la Liga Federal (creada como "liga menor" en 1913 y elevada a "Grandes Ligas" en 1914-15) llevó a los tribunales a la Liga Nacional (fundada en 1876), alegando que el viejo circuito había conspirado para monopolizar la categoría de "Grandes Ligas", lo que en la práctica era una violación de la Ley Sherman.

El proceso fue largo y provocó que la Liga Federal desapareciera por incapacidad económica, pero el fallo final sentó las bases de la exclusividad. En 1922, la Suprema Corte de Justicia emitió un fallo (escrito por el juez Oliver Wendell Holmes Jr.) declarando que ni los juegos de béisbol ni el "esfuerzo personal" de los jugadores entraban en la definición de comercio y, por lo tanto, el negocio del béisbol no estaba sujeto a la Ley Sherman Antimonopolio.

En el caso de la United Baseball League, el plan murió antes de nacer, después que se resolvió la huelga 1994-95, y MLB no tuvo la necesidad de reclamar sus derechos ante los tribunales.