<
>

Nueva Zelanda llega con la presión de la estadística y la anécdota de Gatland

play
¡Llegó el recambio! Los Pumas saldrán con diez modificaciones ante los All Blacks (1:45)

Mario Ledesma lo había anticipado y cumplió. Entre los que ingresan se destacan Isa, Cordero, Boffelli y el regreso de De la Fuente. (1:45)

Los All Blacks están de espaldas a la pared y tendrán que sostener el orgullo de la camiseta negra. Para eso deben vencer a los Pumas en Newcastle el sábado para evitar su primera racha de tres derrotas consecutivas desde 1998. El entrenador Ian Foster sabe que está sentado bajo una bomba con sólo dos victorias para mostrar en sus primeros cinco partidos a cargo de la selección nacional. Sin embargo, una victoria saludable contra Los Pumas no solo aliviará la presión, sino que también podría ser suficiente para ganar el Tres Naciones.

La idea de que los All Blacks vuelvan a sumar 3 derrotas en fila después de 22 años es algo que en la isla kiwi no lo quieren ni imaginar. Foster debería esperar que su próxima jornada se prepare como si fuera una final de la Copa del Mundo; solo hay una manera de curar las heridas de la primera derrota ante los Pumas. En Nueva Zelanda, en tono irónico, rememoran una anécdota: ¿recuerdan que hace 4 años el entrenador de los British & Irish Lions, Warren Gatland, dijo a un periódico irlandés que "cualquiera" en Nueva Zelanda podría entrenar a los All Blacks y tener "garantizado" una tasa de éxito del 85 por ciento?

Los comentarios de Gatland, que podrían haber sido interpretados como una ofensiva descarada sobre Hansen antes de que los Lions realizaran una gira por Nueva Zelanda en 2017, llegaron en un momento en que los All Blacks habían ganado 18 juegos seguidos. "Así que no es un mal equipo para estar involucrado", dijo Gatland en su momento. Sin embargo, no es muy fácil cuando el equipo está perdiendo. Sino pregúntenle a Foster.