<
>

Liverpool le ganó en el final a Crystal Palace y es líder de la Premier League

En el tiempo de descuento, con todo el Crystal Palace encerrado y pidiendo la hora, el joven Harvey Elliott agarró la pelota y la clavó junto al palo para culminar la novena remontada del Liverpool, doblegar a los 'Eagles' y colocarse líder de la Premier League (1-2).

Los Reds, que jugaron los últimos 20 minutos con un jugador más, levantaron el gol inicial de Jean-Philippe Mateta con un tanto de Mohamed Salah de rebote y el golazo de Elliott. Como ya ocurriera la semana pasada frente al Fulham, el Liverpool necesitó de un milagro a última hora para llevarse los tres puntos.

Esta vez, el milagro vino en forma primero de tarjeta roja para Jordan Ayew, que tiró por la borda el gran partido del equipo de Roy Hodgson hasta ese momento y dio alas a la remontada de los de Jürgen Klopp.

Hasta ese minuto 76 en el que el delantero africano se fue a la calle por doble amarilla, tras cortar con falta un contraataque en el centro del campo, el Palace había sido mejor y había dominado a un Liverpool nulo en ataque.

Los de Hodgson siempre merecieron más y antes del gol de Jean-Philippe Mateta, tuvieron un par de ocasiones para golpear primero.

El colombiano Jefferson Lerma erró una ocasión que recordó mucho a la parada de Iker Casillas a Diego Perotti. El mediocampista se encontró un centro horizontal de Ayew en el segundo palo y disparó. Alisson se hizo grande en un estirada prácticamente imposible y evitó lo que hubiera sido el 1-0.

Minutos después el Liverpool se volvería a librar cuando el árbitro señaló un penal claro de Virgil Van Dijk al llevarse por delante a Odsonne Edouard. Sin embargo, el VAR revisó la jugada e hizo caso a las quejas del Liverpool. En el inicio de la jugada, Will Hughes robó la pelota con falta a Endo.

Entonces llegó la expulsión de Ayew y el partido cambió totalmente. Segundos después de la roja, con el Palace aún haciéndose a la idea de cómo iban a tratar de resistir, Curtis Jones encontró a Salah dentro del área y el remate mordido del egipcio tocó en Nathaniel Clyne -ex del Liverpool- y se coló en el arco de Sam Johnston, que minutos después se marchó lesionado. Fue el tanto 200 del africano con los 'Reds'.

Un obstáculo más para el Palace que no sucumbió hasta el minuto 91, cuando Elliott recogió la pelota en la frontal, avanzó sin oposición y lanzó un disparo seco directo a la red.

Pudieron sentenciar los 'Reds' por medio del colombiano Luis Díaz, pero su gol, tras picar la pelota por encima del arquero, fue anulado por un milimétrico fuera de juego.

El Palace, que había estado desaparecido desde el 1-2, tuvo un último hilo de vida en el final del descuento, cuando Alisson sacó abajo un cabezazo de Anderse a un metro de la línea de gol.

La parada del brasileño cerró el encuentro y mandó al Liverpool al liderato de la Premier League, con 37 puntos, uno más que el Arsenal y cinco más que el Aston Villa. El Manchester City, con un partido menos, está a siete puntos de los de Anfield. Los 'Reds' han remontado nueve partidos esta temporada y han sacado 18 puntos de ello.

Hodgson, por su parte, se queda en una situación muy delicada, con cuatro derrotas en los cinco últimos partidos y el Palace décimo cuarto, con 16 unidades, siete por encima del descenso.